18.04.2013 - SERBIA

El presidente Tomislav Nikolik recibiˇ a una delegaciˇn de representantes rromÓ


El presidente Nikolik, durante la recepciˇn que ofreciˇ a los dirigentes rromÓ de Serbia / Tanjug

El presidente de Serbia, Tomislav Nikolik, recibió el pasado 8 de Abril a una delegación de representantes de la comunidad gitana de Serbia con motivo de la conmemoración del Día Internacional del Pueblo Gitano.

Nikolik aseguró a los asistentes que la protección de los derechos de las minorías nacionales de Serbia está garantizada por la Constitución, y agregó que Serbia tiene que proteger los derechos de los gitanos de manera especial para garantizar la plena igualdad y la preservación de la identidad rromà.

A su vez, los representantes gitanos dieron las gracias a Nikolik por su hospitalidad y explicaron al presidente los problemas que enfrentan los gitanos en Serbia.

Asimismo, el líder del Partido Rromà, Srdjan Sain, mostró su apoyo al Gobierno serbio en la búsqueda de la mejor solución para el problema de Kosovo. "En este día denunciamos que los gitanos doblan la tasa de desempleo en Serbia, y que nos enfrentamos siempre a sufrir discriminación, pero hoy también queremos apoyar al Gobierno de una manera clara en la búsqueda de las mejores soluciones para Kosovo", dijo Saín a los periodistas en la el Parlamento.

 

Mejorar la vivienda

Durante el encuentro, el Alcalde de Belgrado, Dragan Djilas y el Jefe de la Delegación de la Unión Europea en Serbia, Vincent Degert, firmaron un protocolo para la aplicación de un proyecto de viviendas para las familias gitanas procedentes de los antiguos asentamientos de Belville y Gazela en Nuevo Belgrado.

Según el proyecto, un total de 202 familias romaníes deben recibir nuevos apartamentos valorados en 3,6 millones de euros que se financiarán gracias a una donación de la UE. Djilas reconoció que esa aportación "es una de las más grandes que la ciudad ha recibido".

 

Consecuencias de la pobreza

Sin embargo, el Defensor del Pueblo serbio, Sasa Jankovic, manifestó a través de un comunicado que los gitanos siguen sufriendo las consecuencias de muchas generaciones de pobreza y discriminación. "No hay lugar para la satisfacción", reconoció.

 

(U. R.- Tanjug)

Volver