Nosotros vamos a votar que sí

     1-15.02.2005 / Con motivo del referéndum convocado en España mediante el cual los españoles vamos a manifestar nuestro acuerdo con el texto de la nueva Constitución Europea, el Ministerio de Asuntos Exteriores , por medio de la Secretaría de Estado para la Unión Europea , ha sido sensible a nuestra solicitud de ayudarnos a divulgar el nuevo texto constitucional entre los gitanos españoles. Y lo hacemos en edición bilingüe CastellanoŚRomanò-kalò que pretende ser la lengua normalizada del más de un millón de gitanos que vivimos en España, Portugal y sur de Francia.
   El texto traducido que ofrecemos hoy obedece a una propuesta divulgadora que está inspirada, fundamentalmente, por el principio de la flexibilidad. No pretendemos imponer normas ni aseguramos que el significado que damos a las palabras que aparecen a lo largo de esta traducción sean exclusivas. Una lengua utilizada por más de trece millones de personas en todo el mundo, que carece de una autoridad científica que fije las normas y regule las incorporaciones de nuevos vocablos al acervo común de todos sus hablantes, ha de tener, forzosamente muchas y significadas contradicciones.
   Los gitanos españoles sabemos muy bien que el kalò padece una terrible enfermedad que le ha llevado de forma irreversible a la fase terminal de su existencia. El Romanò-kalò puede ser el revulsivo que avive las ascuas del fuego de nuestro idioma que en lo más íntimo de nuestros sentimientos siempre estuvo latente.
   La publicación de estos artículos de la Constitución Europea ha de servir para cumplir con un doble objetivo: Por una parte propiciar que los gitanos españoles tengan la posibilidad de conocer aquellas partes de la Constitución que más directamente pueden afectarnos. Y por otra lograr una mayor difusión del Romanò-kalò. Creemos que la forma correlativa en que aparecen los artículos, en Castellano y en Romanò-kalò, puede cumplir con el objetivo didáctico que igualmente nos proponemos.
   Queremos, finalmente, decir que nosotros, los gitanos que formamos parte de la Unión Romaní, vamos a votar SÍ a la Constitución Europea. De nosotros dijo un día el Premio Nobel de Literatura, Günter Grass, que los gitanos somos los más auténticos europeos de cuantos pueblos ocupan este viejo continente. Tal vez porque siempre creímos que las fronteras son rayas artificiales que solo sirven para dividir a los pueblos y que junto a nuestra condición de gitanos unimos la de ser ciudadanos del mundo, nuestro SI a la Constitución Europea es el fruto más sincero y más instantáneo de nuestras más intimas convicciones.

Juan de Dios Ramírez-Heredia

Volver